6 años atrás
2250 Visitas
0 0

INACAP denunciado por presunta discriminación

Escrito por

Por: Wilson Charry / www.chileajeno.cl

Impactante historia de discriminación a una profesional extranjera

“Me dice que yo tenía que entender que los colombianos y, sobretodo, las colombianas tenían un estigma bastante fuerte en el mundo. Ese estigma es que vienen a trabajar acá a Chile como prostitutas”.

Una extranjera en Chile cuenta cómo fue la angustiante entrevista de trabajo que tuvo que soportar, por el sólo hecho de haber nacido en Colombia. A pesar de las humillaciones, creyó haber salido victoriosa; sin embargo, la historia tuvo un final inexplicable.

Carmen Milena Hernández Ariza, de 32 años, nació en Cartagena de Indias, Colombia. Es Socióloga de la Universidad Cooperativa de ese país y, además, tiene un postgrado en Docencia Universitaria, de la misma casa de estudios. Decidió viajar al sur del continente para encontrar nuevas oportunidades en su campo profesional, ya que la demanda de su carrera en el país cafetero no es muy alta.

Vio una buena oportunidad para ejercer en Chile, con una vacante ofrecida por la Universidad Inacap en la ciudad de Los Ángeles: “Sociólogos o Antropólogos para enseñar la asignatura de Metodología de la Investigación para los futuros Ingenieros Informáticos”. El empleo justo que estaba buscando Carmen Milena.

Postuló porque todos sus documentos estaban en regla; su visa temporaria fue otorgada por el Departamento de Extranjería y Migración, luego de verificar que todos sus títulos universitarios estaban totalmente legalizado en ambas naciones, como corresponde.

Le aceptaron su currículum, pasó algunas entrevistas con el Director de la carrera con buena recepción; pero faltaba una conversación más: con el Director Académico de la sede de Los Ángeles, el señor Rodrigo Vásquez. Ahí empezó el sufrimiento de la profesional colombiana.

Carmen nos cuenta que Vásquez fue muy claro al comenzar la entrevista diciéndole que él no se enfocaba en el ámbito profesional, sino exclusivamente en el personal. “Empieza con un tipo de preguntas como el porqué había dejado abandonada a mi familia en Colombia, diciendo seguidamente que yo tenía que entender que los colombianos y, sobretodo, las colombianas tenían un estigma bastante fuerte en el mundo. Ese estigma es que vienen a trabajar acá a Chile como prostitutas” – dice Carmen.

La protagonista de esta historia nos continúa relatando su entrevista con Vásquez: “Me dijo que él creía que mis diplomas eran falsos, donde tuve que responderle que él estaba poniendo en duda las autoridades de Chile, las cuales me dieron el aval para trabajar verificando la validez de mis títulos”.

Según la socióloga, toda la conversación habría durado aproximadamente 50 minutos y todas las preguntas realizadas estaban fuera de contexto y eran demasiado personales. El Sr. Vázquez la interrogó por sus familiares y sus respectivos oficios en Colombia; indagó por su religión, por si tenía pareja y también preguntó acerca de su preferencia sexual. Carmen asegura que Vázquez se excusó con que necesitaba asegurarse con qué tipo de personas iba a trabajar.

A pesar de la terrible incomodidad e indignación, la denunciante dice haber guardado siempre la postura y la formalidad.

LEYES EN CHILE

Desde el 24 de julio de 2012 comenzó a regir en todo el territorio chileno la Ley Antidiscriminación (N° 20.609), o también conocida como la Ley Zamudio, por la cual las penas de actos arbitrarios por religión, sexo, raza, entre otros tendrán un agravante.

Además, en Chile, la legislación laboral prohíbe hacer cierto tipo de preguntas durante una entrevista de trabajo. Quisimos preguntarle a una experta: Paola Ramírez Retamal, Diplomada en Selección de Personal, encargada de Selección & Head Hunter de la empresa Mupor Ltda, nos aclaró cómo debiera ocurrir en un procedimiento normal.

“Efectivamente uno debiera no tocar algunos temas sensibles como religión y orientación sexual, Dicom, etc, y si tiene alguna enfermedad grave como sida, no se debiera despedir por esta causa. Yo por lo menos saco la información con una entrevista amena, conversando de la vida cotidiana, más que con una entrevista formal y estructurada. Así te ganas de cierta forma la confianza y puedes tocar estos temas, si es que es estrictamente necesario, de lo contrario, no pregunto temas personales sino netamente laborales. Todo va depender del cargo, perfil y a la empresa a la cual deberá integrarse y así formar un buen clima laboral y se adapte mejor al tipo de organización”.

Al parecer, Rodrigo Vásquez habría caído en este tipo de irregularidades, ahondando en detalles la vida privada de Carmen, según la descripción de la socióloga.

CUANDO HABÍA PASADO LA PRUEBA…

Sin embargo, a pesar de todas las angustias de Carmen, pareciera que había pasado la prueba, dándole el Académico vía libre para un nuevo examen, más profesional que la controvertida entrevista: La Clase Demostrativa, por la cual, luego de presentarla, recibió muchas felicitaciones.
En ese momento, todo marchaba bien, pareciera que tanto sufrimiento que tuvo que pasar a comienzos del presente año había valido la pena, ya que incluso, figuraba en la planilla de horarios para dictar las clases, según nos cuenta la protagonista de la historia.

Se acercaba el día cero para iniciar clases y le informan que existe un problema con su RUT. “Fui a la oficina de Extranjería y me dijeron que no tenía ningún problema, que me podían contratar así.

En Extranjería me dieron toda la orientación legal de cómo manejar el tema del contrato con INACAP” -dice agregando que regresó a la Universidad explicándoles el aval de la oficina de Extranjería, a lo cual le respondieron: “Es que nunca hemos contratado un extranjero y no sabemos cuál es el procedimiento”.

Después de algunos días sin saber realmente lo que pasaba, las clases en la Universidad comenzaron sin ella. Se intentó comunicar muchas veces con la Directora de Recursos Humanos, con el Director de la carrera y con el mismo Sr. Vásquez sin obtener resultados y con una tremenda interrogante de por qué al final no la habían aceptado. Fue tanto la incertidumbre, que decidió enviar una carta al Gobernador del Biobío, respondiéndole éste que dicha carta la había derivado al Ministerio del Interior, donde reposa actualmente.

Chile Ajeno habló con Rodrigo Vásquez, el cuestionado Director Académico de INACAP Los Ángeles. Le preguntamos sobre el caso. Pero sólo se limitó en contestar: “Todo lo que son respuestas hacia los medios de comunicación, por protocolo, nosotros las damos de forma centralizada. Así que si quiere tendría que hacer llegar una solicitud y nosotros le indicamos quien es la persona idónea para dar esas respuestas”.

¿Quién es la persona encargada de comunicaciones? – Le preguntamos. Con cierto cinismo, respondió “Pregúntele a Carmen (la protagonista de la historia)”. “Ella debe saber “– remató, despidiéndose de inmediato.

Pues bien, seguimos sus instrucciones y llamamos en reiteradas ocasiones a Wilson Morales, Encargado de Comunicaciones de la Universidad en la sede de Los Ángeles, pero sin obtener ningún resultado. También le escribimos a su correo corporativo con el mismo resultado. Al momento de hacer esta publicación, no hemos obtenido una respuesta.

QUERELLARSE CONTRA INACAP

“Se recomienda que si una persona no se siente cómodo con alguna pregunta de la entrevista, que no tenga que ver con el tema profesional en sí, es mejor decirlo. Y si una pregunta es realmente ofensiva y discriminatoria, puede hacer la denuncia ante la Inspección del Trabajo” – dice un documento de la Dirección del Trabajo.

Lo anterior lo entendió perfectamente Carmen y por eso se asesoró con la abogada Jackeline Morales Serna, quien se apoderó del caso y le recomendó demandar.

“La relación laboral en Chile se plantea entre las partes independientemente de la escrituración. Por ejemplo, yo me pongo de acuerdo con mi empleador que es lo que voy a hace, por cuanto tiempo y cual es mi sueldo. Con esto nosotros ya cerramos un contrato independiente si lo firmamos en un mes o dos meses más, eso es aparte” – nos afirma la abogada Morales, añadiendo que es lo que había sucedido con Carmen Helena y que hay pruebas suficientes de sus dichos, como correos electrónicos donde se le cita a distintas reuniones laborales. Con dichas pruebas, la abogada cree que su cliente tiene cerca de un 95% de posibilidades que gane el pleito jurídico.

“Si se gana la demanda lo que se consigue es una declaración del tribunal donde diría que efectivamente hubo discriminación. No vamos a pedir que se le integre a la Universidad porque habría un mal ambiente laboral, pero si se marcaría un precedente ante la discriminación”- comenta la abogada.

La Constitución Política de la República, en el inciso tercero, del artículo 19 No 16, se establece que: “Se prohíbe cualquiera discriminación que no se base en la capacidad o idoneidad, sin perjuicio de que la ley pueda exigir la nacionalidad chilena o límites de edad para determinados casos”.

Así mismo, el artículo 2º, del Código del Trabajador, específicamente en sus incisos segundo, tercero y cuarto se expresan que: “Son contrarios a los principios de las leyes laborales los actos de discriminación. Los actos de discriminación son las distinciones, exclusiones o preferencias basadas en motivos de raza, color, sexo, edad, estado civil, sindicación, religión, opinión política, nacionalidad, ascendencia nacional u origen social, que tenga por objeto anular o alterar la igualdad de oportunidades o de trato en el empleo y la ocupación. Y con todo, las distinciones, exclusiones, o preferencias basadas en las calificaciones exigidas para un empleo determinado no serán consideradas discriminación”.

LA MIRADA DE LA EXPERIENCIA: DESDE CIUDADANO GLOBAL

Por otra parte, hemos contactado con nuestro colaborador Ciudadano Global (Servicio Jesuita a Migrantes y Refugiados), Fundación que, desde hace más de diez años, promueve una cultura de acogida en Chile mediante el respeto, acompañamiento y defensa de la dignidad y de los proyectos de quienes migran en situación de vulnerabilidad.

Desde su Equipo Legal nos plantean que este tipo de casos de discriminación no son aislados y que, más allá de las implicancias sociales, en el ámbito jurídico surgen otro tipo de problemáticas derivadas.

En ese sentido, la legislación migratoria de Chile se consagra en la cuestionada figura del Decreto Ley Nº 1094 del año 1975. En él se recogen distintos preceptos relativos al control del ingreso de extranjeros, su permanencia en nuestro país y las sanciones aplicables, entre otras materias.

Como opinión, señalan que “El anacronismo de muchos de sus preceptos, el escaso reconocimiento que hace a los distintos tratados internacionales ratificados en la materia y la casi inexistente política estatal en materia migratoria dificultan, cuando no impiden, el efectivo ejercicio de los derechos fundamentales, que nuestra Constitución y los tratados internacionales suscritos por Chile reconoce a todas las personas que habitan en el país”.

En base al argumento anterior, Ciudadano Global plantea que es imprescindible concientizar que las falencias de nuestra legislación de Extranjería y su aplicación repercuten en la práctica en una grave vulneración de derechos fundamentales, entre los que se encuentran, no sólo los vinculados a la dignidad, libertad e igualdad de la persona, sino también los del ámbito específicamente laboral.

Frente a esta realidad, las preguntas que plantean desde el Servicio Jesuita a Migrantes y Refugiados son varias: “¿Qué política debe implementar el Estado para promover y garantizar el ejercicio de los derechos fundamentales de todas las personas y tomar medidas contundentes en el caso de que se vulneren? ¿Por qué no se han activado los mecanismos legislativos para modificar la actual realidad jurídica por una más moderna y acorde a la situación migratoria actual? Y los ciudadanos chilenos, ¿somos capaces de reconocer en el migrante a una persona digna, titular de los mismos derechos que tenemos nosotros?”.

Carmen Hernández asegura que está consiente que esta peleando con alguien más poderoso que ella, por ser el Director Académico de una Universidad muy prestigiosa en Chile, aparte de estar algo en desventaja por ser extranjera. Sin embargo, está decidida dar la pelea legal hasta el final.

La demanda estaría lista la próxima semana en dos sentidos: uno por discriminación laboral y otro por la Ley Antidiscriminación o Ley Zamudio.

Categorías de la entrada:
Uncategorized
http://www.revistasur.cl

Agregar información biografica sobre la revista

Dejar Comentario

louboutin pas cher louboutin pas cher louboutin pas cher louboutin pas cher louboutin pas cher louboutin pas cher scarpe hogan outlet scarpe hogan outlet scarpe hogan outlet scarpe hogan outlet scarpe hogan outlet scarpe hogan outlet air jordan pas cher air jordan pas cher air jordan pas cher air jordan pas cher air jordan pas cher golden goose outlet golden goose outlet golden goose outlet golden goose outlet golden goose outlet golden goose outlet max maillots max maillot woolrich outlet
Inicio