1 semana atrás
20 Visitas

¿Es realmente inclusivo el nuevo sistema de admisión escolar cuando existe una falta de cupos escolares? Una realidad cotidiana para las familias migrantes.

Escrito por

Ayer se dieron a conocer los resultados de las postulaciones del nuevo Sistema de Admisión Escolar (SAE). Este proceso comenzó durante el mes de Agosto, momento en que diversos medios nacionales comenzaron a hablar de este nuevo sistema y diversas organizaciones de la sociedad civil y del campo académico se hicieron presentes aportando con información para las familias

La semana pasada se dieron a conocer los resultados de las postulaciones del nuevo Sistema de Admisión Escolar (SAE). Este proceso comenzó durante el mes de Agosto, momento en que diversos medios nacionales comenzaron a hablar de este nuevo sistema y diversas organizaciones de la sociedad civil y del campo académico se hicieron presentes aportando con información para las familias. El SAE tiene el potencial de volverse una herramienta de inclusión para que todos y todas puedan ejercer su derecho a la educación sin importar la nacionalidad o situación migratoria; pero ¿qué pasa cuando el ingreso de un niño/a a la escuela no depende solo de un sistema de admisión? 

Con la presente carta queremos denunciar una realidad que va más allá de este proceso de admisión, que no es nueva para estas familias y  que se ha mantenido por mucho tiempo invisibilizada por los municipios así como el propio Ministerio de Educación: la falta de cupos escolares en el sistema educativo municipal.

En su mayoría, los/as estudiantes extranjeros/as estudian en el  sistema municipal (57%) y en el particular subvencionado (33%). Sólo en 4 comunas de la Región Metropolitana, existen 1.370 niños y niñas migrantes que desde que llegaron a nuestro país no pueden ir a una escuela porque se les ha negado la matrícula y se encuentran en una “lista de espera” por falta de cupo. 

Dicha situación da cuenta de la brecha existente entre el derecho a la educación declarado y la realidad que viven miles de niños y niñas migrantes en Chile. Se trata de una vulneración a su derecho a la educación reconocido en la Convención sobre los Derechos del Niño (Art.28), en el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales (Art. 13), en la Convención Internacional sobre la Protección de los Derechos de todos los Trabajadores/as Migratorios/as y sus familias (Art.30), por nombrar algunos tratados, todos los cuales han sido ratificados por Chile; en la Constitución Política (Art.19 Nº10) y en la Ley General de Educación. El derecho a la educación consagrado en esas normas, es un Derecho Humano y obliga al Estado a garantizar una educación de calidad, gratuita y no discriminatoria, al menos en los niveles de enseñanza pre-kinder, básica y media; garantizando la disponibilidad de cupos suficientes para que ningún niño o niña quede fuera. Además, para reforzar este principio de no discriminación, desde el año 2005 las familias migrantes cuentan con el Oficio Ordinario N° 07/1008 de 2005 de Mineduc que reafirma el derecho a la educación de los/as niños/as migrantes, sin importar su situación migratoria o la de sus familias. Por lo tanto, este derecho obliga al Estado, a través del Mineduc y los Municipios a garantizarles el acceso a las escuelas.

Para muchas familias, encontrar un cupo escolar para sus hijos e hijas es fundamental para sus proyectos migratorios. Por lo tanto, la falta de cupos en las comunas donde residen se transforma en un obstáculo más del proceso de inserción al país y la comunidad. Estas barreras impiden que el proceso educativo produzca sus efectos de mejora de las condiciones de vida, participación, salud, igualdad de género, y potencian la discriminación, el racismo y la xenofobia.

Es por la gravedad de esta situación que las organizaciones y personas firmantes hacemos un llamado a las autoridades a hacerse cargo de la necesidad de re-pensar una política que garantice el derecho a la educación de todos y todas los/as niños, niñas y adolescentes independiente de la nacionalidad o situación migratoria, empezando por un cupo en las escuelas. Creemos que ello no sólo es coherente con la legislación nacional en esta materia, sino con los principios de la Ley de Inclusión y el nuevo Sistema de Educación Pública. Asimismo invitamos a la ciudadanía, sociedad civil y organizaciones migrantes y pro-migrantes a sumarse a esta carta de denuncia y exigir a la autoridad educativa que en pos del derecho a la educación de miles de niños y niñas en Chile:

  1. Incorpore a la brevedad a los/as miles de niños/as que se encuentren en listas de espera a lo largo del territorio nacional en escuelas ubicadas en sus comunas de residencia o de trabajo de sus familias (nuestra denuncia sólo da cuenta de 4 comunas de la RM);
  2. Rinda cuenta de los resultados en la implementación de la Política Nacional de Estudiantes Extranjeros, iniciada al comienzo de esta administración;
  3. Inicie un proceso transparente, coordinado y eficaz de gestión y creación de nuevos cupos escolares a nivel municipal y nacional salvaguardando de este modo el derecho a la educación. Se recomienda restituir el trabajo de gestión intersectorial de la Mesa Coordinación Migrante del Mineduc para garantizar disponibilidad educativa en todas las comunas de Chile; 
  4. Disponibilice, en base a las necesidades reales de la población y bajo los estándares de calidad, adaptabilidad, no discriminación, aceptabilidad y universalidad, establecimientos educativos y programas suficientes para la población en todos los niveles de enseñanza para que ni un niño, ni una niña más quede fuera de las escuelas, porque todos/as ellos/as tienen derecho a una educación sin condiciones. 
  5. Adapte a la brevedad y en lo pertinente, aquellos aspectos del nuevo Sistema de Admisión Escolar (plazos, períodos y requisitos de la plataforma de postulación) que puedan ser discriminatorios con aquellas familias que por una u otra razón han elegido Chile como su país de destino para encontrar nuevas oportunidades.

Santiago, 4 de Noviembre 2019

#Educación Sin Condiciones

Coordinadora Nacional de Inmigrantes Chile

Fundación Revista Sur 

Hartas! Materiales autoeducativos para el estado de emergencia

Programa radial “Chile a todo color”

Mesa por una Educación Intercultural 

Movimiento ¡Vamos a la Pública!

Mesa Intercultural de Antofagasta 

Negrocentricxs 

Secretaría de Mujeres Inmigrantes en Chile

Servicio Jesuita a Migrantes

Catherine Galaz , Universidad de Chile

Felipe Jiménez Vargas, Pontificia Universidad Católica de Valparaíso

Fernanda Stang, Investigadora en temas migratorios

Iskra Pavez-Soto, escritora y académica

Leonora Beniscelli Contreras, profesora de artes visuales, docente curso interculturalidad, migraciones y antirracismo y estudiante doctorado en sociología UAH

Andrea Riedemann, docente del curso “Con-vivir sin excluir: derribando prejuicios que aparecen frente a la migración”, de la Universidad Abierta de Recoleta

Etiquetas de la entrada:
· ·
Categorías de la entrada:
Columnas · Educación
http://www.revistasur.cl

Agregar información biografica sobre la revista

Dejar Comentario